La Columna de Opinión *

Por Padre Francisco Salvador

Artículos Anteriores

   

 

G8 y Atentado en Londres

Pareciera que cada vez que creemos que todo está tranquilo, en paz y en orden algo pasa, y ese algo es para recordarnos que muchas veces quizás nosotros estamos tranquilos pero no todos, y no estamos ni siquiera cercanos a estarlo.

Mientras los países mas poderosos del mundo debatían cuanta deuda externa condonaban a países africanos, los cuales han sido saqueados por ellos mismos durante décadas, y llevados a guerras civiles horribles, donde pareciera que los muertos no importaran por el color de su piel, un espantoso atentado sacudió a una de las ciudades mas "seguras" del mundo según indicaban como uno de sus mayores méritos para ser la cede de las olimpiadas 2012, todo se detuvo por algunos segundos y nos dimos cuenta de nuestra vulnerabilidad, y recibimos el mensaje mas fuerte y claro que podíamos recibir, no podemos estar tranquilos en ninguna parte del mundo, por un segundo todo el horror de Irak se traslado a Londres, y espantados, veíamos que los rostros de los muertos y heridos no eran árabes o africanos, sino ingleses, quienes con sus perfectos atuendos nos mostraban el horros de nuestro siglo XXI.

Entonces ahora uno se pregunta el porque de todo esto, y salen como siempre las clásicas explicaciones de lo inexplicable, yo creo que sin embargo el punto es diferente, mientras sigamos manteniendo diferencias abismales en los niveles de salud, ingreso, alimentación , etc., esas diferencias seguirán siendo el caldo de cultivo de tan horrorosas acciones, Cristo nos trae su mensaje de justicia y de paz, escuchemos en estos amargos momentos su dulce voz, que esta sea el bálsamo y néctar de la vida nueva en su mensaje de amor y unidad, no busquemos mas responsables en los países mas pobre sino en nosotros mismos y en nuestra desidia por cambiar las cosas.

Que Dios nos guíe, y no nuestra voluntad.

Espero que lo anterior sirva para que mejores tu vida, y seas más feliz junto a los tuyos.

*Aclaración: La Iglesia desde sus primeros tiempos ha tenido una opinión sobre lo que ocurre en su entorno, no siendo contraria al mundo ni negándolo sino tratando de cristianizarlo, no por la fuerza, mas por el amor.  La voz oficial es expresada a través de los concilios, y santos sínodos.  Pero muchas veces hay también opiniones de sacerdotes o laicos que ayudan o dan una orientación sobre ciertos temas, por ello la intención de esta columna de opinión no es ser "LA OPINIÓN OFICIAL" de la Iglesia sino que mis artículos mensuales puedan ayudar a debatir temáticas actuales, compartir pensamientos, y crecer juntos en la Fe.