La Columna de Opinión *

Por Padre Francisco Salvador

Artículos Anteriores

   

 

APEC

Vemos como todo Chile ha girado desesperadamente en torno al "APEC", viendo a sus líderes, aprendiendo más de sus economías, lo cual ciertamente es bueno, pero tomemos todo en su correcto punto de vista, nos enorgullecemos por tener a los líderes más importantes del mundo y rogaríamos por estar invitados a sus lujosas cenas y ceremonias, y al mismo tiempo despreciamos la cena de las cenas, donde el invitado no es sino el Hijo de Dios, presente por y para ti, un segundo de la Divina Liturgia es mas importante que todo el APEC, ya que el Señor de señores y el Rey de reyes se hace presente, "vivible" y tangible frente a nuestros ojos, y no para presenciar solo como un espectador desde una tribuna, sino para sentirlo en nuestro interior.

El otro punto que quiero notar es que lo central de todos estos encuentros ha sido la economía, como crecer más, y es comprensible que esto suceda en el mundo de hoy, pero porque siempre deben ser las relaciones comerciales las que motivan todo, donde está el amor a la humanidad, donde se encuentra el espíritu arraigado, que no sea entonces el dinero el centro de nuestras vidas, sino solo una simple herramienta ya que si nos unimos a él terminaremos siendo valorado como el y desapareceremos al igual que él.  Recordemos siempre que Cristo y su evangelio de Amor, Vida y Salvación debe ser el único pilar y centro de nuestras vidas. Amén.

    Espero que lo anterior sirva para que mejores tu vida, y seas más feliz junto a los tuyos.

*Aclaración: La Iglesia desde sus primeros tiempos ha tenido una opinión sobre lo que ocurre en su entorno, no siendo contraria al mundo ni negándolo sino tratando de cristianizarlo, no por la fuerza, mas por el amor.  La voz oficial es expresada a través de los concilios, y santos sínodos.  Pero muchas veces hay también opiniones de sacerdotes o laicos que ayudan o dan una orientación sobre ciertos temas, por ello la intención de esta columna de opinión no es ser "LA OPINIÓN OFICIAL" de la Iglesia sino que mis artículos mensuales puedan ayudar a debatir temáticas actuales, compartir pensamientos, y crecer juntos en la Fe.