La Iglesia Ortodoxa Una Vida de Oración
La Iglesia Ortodoxa Una Vida de Esplendor
La Iglesia Ortodoxa Una Vida de Entrega a Dios
La Iglesia Ortodoxa Compartir en la Vida
La Iglesia Ortodoxa Una Vida de Adoración
La Iglesia Ortodoxa Una Vida de Fe
La Iglesia Ortodoxa el Tesoro Mejor Guardado
La Iglesia Ortodoxa el Tesoro Mejor Guardado
La Iglesia Ortodoxa Nuestra Parroquia
La Iglesia Ortodoxa el Tesoro Mejor Guardado
La Iglesia Ortodoxa el Tesoro Mejor Guardado
Google
 
Iglesiaortodoxa

Ahora puede solicitar que recordemos a sus seres queridos, entrando a este sitio. Mucho más fácil.



Iglesia Ortodoxa de la Santísima Virgen María

Párroco: Padre

Francisco Salvador

 Av. Pedro de Valdivia 92

Providencia - Santiago - Chile

Teléfonos: 222317284 - 222320860

iglesia@iglesiaortodoxa.cl

Cada Domingo

10:00 Matutinos

11:00 Divina Liturgia

12:00 Escuela Dominical, para los Niños - Café comunitario, para los adultos

Cada Miércoles

19:30 Divina Liturgia

20:30 Unción de los Enfermos

20:45 Curso Bíblico

Boletines Dominicales con lecturas bíblicas, himnos, comentarios y noticias

Boletines Dominicales anteriores

 

Estadisticas

 

Lecturas Dominicales - Grandes Fiestas
Noticias Anteriores

Ven a la Santa Iglesia Ortodoxa - Conviértete para ser parte de la Iglesia de Cristo

Divina Liturgia Dominical 11:00 - Matutinos a las 10:00 - en directo

Divina Liturgia Semanal Miércoles - 19:30

Vea Transmisión en directo en facebook

https://web.facebook.com/padre.broussaingaray

 

PENTECOSTÉS - DOMINGO 27 DE MAYO

Resultado de imagen para pentecost icon

 




Gran Fiesta de Pentecostés

Gran Fiesta de Pentecostés
 

Tropario de Pentecostés - Tono VIII
Bendito eres Tú, oh Cristo nuestro Dios, que mostraste a los pescadores llenos de sabiduría, derramando sobre ellos el Espíritu Santo; y por medio de ellos el universo conquistaste, oh Amante de la humanidad, gloria a Tí.

 

 

Oración de Pentecostés - Boletín y Lecturas Bíblicas de Pentecostés - Especial de Pentecostés

Especial de Pentecostés, con trabajo para toda la Familia

Presentación Gráfica de Pentecostés Explicación Breve de Pentecostés   -    Explicación Amplia de Pentecostés

Domingo de los Santos Padres del Primer Concilio Ecuménico

Domingo 20 de mayo

Lectura del Santo Evangelio según San Juan [17: 1 - 13]

En aquel tiempo levantó Jesús sus ojos al cielo y dijo: Padre, la hora ha llegado; glorifica a tu Hijo, para que tu Hijo te glorifique a ti; como le has dado potestad sobre toda carne, para que dé vida eterna a todos los que le diste.
Y esta es la vida eterna: que te conozcan a ti, el único Dios verdadero, y a Jesucristo, a quien has enviado.
Yo te he glorificado en la tierra; he acabado la obra que me diste que hiciese. Ahora pues, Padre, glorifícame tú al lado tuyo, con aquella gloria que tuve contigo antes que el mundo fuese. He manifestado tu nombre a los hombres que del mundo me diste; tuyos eran, y me los diste, y han guardado tu palabra.
Ahora han conocido que todas las cosas que me has dado, proceden de ti; porque las palabras que me diste, les he dado; y ellos las recibieron, y han conocido verdaderamente que salí de ti, y han creído que tú me enviaste. Yo ruego por ellos; no ruego por el mundo, sino por los que me diste; porque tuyos son, y todo lo mío es tuyo, y lo tuyo mío; y he sido glorificado en ellos. Y ya no estoy en el mundo; mas éstos están en el mundo, y yo voy a ti.
Padre santo, a los que me has dado, guárdalos en tu nombre, para que sean uno, así como nosotros. Cuando estaba con ellos en el mundo, yo los guardaba en tu nombre; a los que me diste, yo los guardé, y ninguno de ellos se perdió, sino el hijo de perdición, para que la Escritura se cumpliese. Pero ahora voy a ti; y hablo esto en el mundo, para que tengan mi gozo cumplido en sí mismos.

Boletín del Domingo

Artículo de Monseñor Pablo sobre este domingo.

Domingo del Hombre que nació Ciego

Domingo 13 de Mayo - El Ciego

Lectura del Santo Evangelio según San Juan [9:1-38]
En aquel tiempo, al pasar Jesús, vio a un hombre ciego de nacimiento. Y le preguntaron sus discípulos, diciendo: Rabí, ¿quién pecó, éste o sus padres, para que haya nacido ciego? Respondió Jesús: Ni el pecó, ni sus padres, sino para que las obras de Dios se manifiesten en él. Tengo que trabajar en las obras del que me ha enviado mientras es de día; la noche viene, llega la noche, cuando nadie puede trabajar. Mientras estoy en el mundo, soy luz del mundo.
Lea el resto del Evangelio en el boletín Dominical.

Boletín del Domingo

Artículo de Monseñor Siloan sobre este domingo.

Artículo de Monseñor Pablo sobre este domingo.

Sermón de Padre Francisco

 

Domingo de la Mujer Samaritana

Domingo 6 de Mayo - La Mujer Samaritana

Lectura del Santo Evangelio Según San uan [4:5 -42]
En aquel tiempo, llegó Jesús a una ciudad
de Samaria llamada Sicar, cerca de la
heredad que Jacob dio a su hijo José. Y estaba allí el pozo de Jacob. Entonces Jesús, cansado por la caminata, se sentó así junto al pozo. Era como la hora sexta. Llegó una mujer de Samaria a sacar agua; y Jesús le dijo: Dame de beber. Pues sus discípulos habían ido a la ciudad a comprar de comida. La mujer samaritana le dijo: ¿Cómo tú, siendo judío, me pides a mí de beber, que soy mujer samaritana? Porque judíos y samaritanos no se tratan entre sí. Respondió Jesús y le dijo: Si conocieras el don de Dios, y quién es el que te dice: Dame de beber; tú le pedirías, y él te daría agua viva. La mujer le dijo: Señor, no tienes con qué sacarla, y el pozo es hondo. ¿De dónde, pues, tienes el agua viva? ¿Acaso eres tú mayor que nuestro padre Jacob, que nos dio este pozo, del cual bebió el mismo, sus hijos y sus ganados? Respondió Jesús y le dijo: Todo el que bebiere de esta agua, volverá a tener sed; mas el que bebiere del agua que yo le daré, no tendrá sed jamás; sino que el agua que yo le daré se convertirá en él una fuente de agua que brote para vida eterna. (Lea el resto del texto en el boletín)
Boletín del Domingo

Artículo de Monseñor Siluan sobre este domingo

Artículo de Monseñor Pablo sobre este domingo

Domingo del Paralítico

Domingo 29 de abril - El Paralítico

Lectura del Santo Evangelio Según San Juan [5:1 -15]
En aquel tiempo subió Jesús a Jerusalén. Y hay en Jerusalén, cerca de la puerta de las ovejas, un estanque, llamado en hebreo Betesda, que tiene cinco pórticos. En éstos yacía una multitud de enfermos, ciegos, cojos y paralíticos, que esperaban el movimiento del agua. Porque un ángel descendía de tiempo en tiempo al estanque, y agitaba el agua; y el que primero descendía al estanque después del movimiento del agua, quedaba sano de cualquier enfermedad que tuviese.
Y había allí un hombre que hacía treinta y ocho años que estaba enfermo. Cuando Jesús lo vio acostado, y supo que llevaba ya mucho tiempo así, le dijo: ¿Quieres ser sano? Señor, le respondió el enfermo, no tengo quien me meta en el estanque cuando se agita el agua; y entre tanto que yo voy, otro desciende antes que yo.
Jesús le dijo: Levántate, toma tu lecho, y anda. Y al instante aquel hombre fue sano, y tomó su lecho, y anduvo. Y aquel día era Sábado. Entonces los judíos dijeron a aquel que había sido sanado: Es Sábado; no te es lícito llevar tu lecho. El les respondió: El que me sanó, él mismo me dijo: Toma tu lecho y anda.
Entonces le preguntaron: ¿Quién es el que te dijo: Toma tu lecho y anda? Y el que había sido sanado no sabía quién fuese, porque Jesús se había retirado de la multitud que estaba en aquel lugar.
Después le encontró Jesús en el Templo, y le dijo: Mira, has quedado sano; no peques más, para que no te suceda algo peor. El hombre se fue, y dijo a los judíos, que Jesús era el que le había sanado.
Boletín del Domingo

Artículo de Monseñor Pablo sobre este domingo.

Domingo de las Mujeres Miróforas

Domingo 22 de abril - Lás Miróforas

Lectura del Santo Evangelio Según San Marcos [15:43 al 16 :8]
En aquel tiempo, José de Arimatea, noble consejero del Sanedrín, el cual también esperaba el reino de Dios, se atrevió a presentarse a Pilato, y le pidió el cuerpo de Jesús. Se extraño Pilato se sorprendió de que ya hubiese muerto; y haciendo venir al centurión, le preguntó si ya estaba muerto. E informado por el centurión, dio el cuerpo a José, el cual compró una sábana, y bajándolo, lo envolvió en la sábana, y lo colocó en un sepulcro que estaba cavado en una roca, e hizo rodar una piedra a la entrada del sepulcro. Y María Magdalena y María madre de Josét miraban dónde lo ponían.
Pasado el Sábado, María Magdalena, María la madre de Jacobo, y Salomé, compraron especias aromáticas para ir a ungirle. Y muy de mañana, el primer día de la semana, vinieron al sepulcro, ya salido el sol. Pero decían entre sí: ¿Quién nos removerá la piedra de la entrada del sepulcro? Y cuando miraron, vieron removida la piedra, que era muy grande.
Y cuando entraron en el sepulcro, vieron a un joven sentado al lado derecho, vestido con una túnica blanca; y se espantaron. Mas él les dijo: No os asustéis; buscáis a Jesús nazareno, el que fue crucificado; ha resucitado, no está aquí; mirad el lugar en donde le pusieron. Pero id, decid a sus discípulos, y a Pedro, que El va delante de vosotros a Galilea; allí le veréis, como os dijo. Y ellas se fueron huyendo del sepulcro, porque les había tomado temblor y espanto; ni decían nada a nadie, porque tenían miedo.
Boletín del Domingo

Artículo de Monseñor Pablo sobre este domingo.

Domingo de Santo Tomás

Domingo 15 de abril

Lectura del Santo Evangelio Según San Juan (20:19-31)
En aquel tiempo cuando llegó la noche de aquel mismo día, el primero de la semana, estando las puertas cerradas en el lugar donde los discípulos estaban reunidos por miedo de los judíos, vino Jesús, y puesto en medio, les dijo: Paz a vosotros. Y cuando les hubo dicho esto, les mostró las manos y el costado. Y los discípulos se regocijaron viendo al Señor.
Entonces Jesús les dijo otra vez: Paz a vosotros. Como me envió el Padre, así también yo os envío. Y habiendo dicho esto, sopló, y les dijo: Recibid el Espíritu Santo. A quienes remitiereis los pecados, les son remitidos; y a quienes se los retuviereis, les son retenidos. Pero Tomás, uno de los doce, llamado Dídimo, no estaba con ellos cuando Jesús vino. Le dijeron, pues, los otros discípulos: Al Señor hemos visto. El les dijo: Si no viere en sus manos la señal de los clavos, y metiere mi dedo en el lugar de los clavos, y metiere mi mano en su costado, no creeré. Ocho días después, estaban otra vez sus discípulos dentro, y con ellos Tomás. Llegó Jesús, estando las puertas cerradas, y se puso en medio y les dijo: Paz a vosotros. Luego dijo a Tomás: Pon aquí tu dedo, y mira mis manos; y acerca tu mano, y métela en mi costado; y no seas incrédulo, sino creyente. Entonces Tomás respondió y le dijo: ¡Señor mío, y Dios mío! Jesús le dijo: Porque me has visto, Tomás, creíste; bienaventurados los que no vieron, y creyeron.
Hizo además Jesús muchas otras señales en presencia de sus discípulos, las cuales no están escritas en este libro. Pero éstas se han escrito para que creáis que Jesús es el Cristo, el Hijo de Dios, y para que creyendo, tengáis vida en su nombre.
 
Boletín del Domingo de Tomás

Artículo de Monseñor Pablo sobre este domingo.

Artículo de Monseñor Siluan sobre este domingo

Resurrección


 

Sábado Santo

Discurso de San Juan Crisostomo sobre la Resurrección

 

Boletín con las lecturas de la Resurrección


El Espíritu de la Gran Cuaresma - Protopresbítero Alejandro Schmemann

Explicación de la Gran Cuaresma y Seman Santa - Padre Thomas Hopko

Resurrección



Grandes Artículos sobre la Vida y la Muerte

Sobre la Muerte y la Resurrección del Cristo (Alejandro Schmemann).

De la Muerte y de la Resurrección (Kallistos Ware).

Resurrección


Domingos Posteriores a Resurrección

Lea más aquí

Pintura de Huevitos de Pascua
Resultado de imagen para orthodox eggs easter

Sábado 31 de marzo - 16:00 Hrs.

 

Los invitamos a participar junto a toda su familia en la tradicional pintura de huevitos de pascua.

 

Actividad importantísima para los más pequeños de nuestra iglesia.

 

No se la pierda, es gratutita y en un día especial para compartir.

 

Y los mas grandes pueden pintar y también ayudar a limpiar el templo.

Domingo de San Juan Climacos
Resultado de imagen para climacos icon

Domingo 18 de marzo - San Juan Climacos

Lectura del Santo Evangelio Según San Marcos 9:17-31
En aquel tiempo se acercó a Jesús un hombre y postrándose le dijo: Maestro, traje a ti mi hijo, que tiene un espíritu mudo, el cual, dondequiera que le toma, le sacude; y echa espumarajos, y cruje los dientes, y se va secando; y dije a tus discípulos que lo echasen fuera, y no pudieron.
Y respondiendo él, les dijo: ¡Oh generación incrédula! ¿Hasta cuándo he de estar con vosotros? ¿Hasta cuándo os he de soportar? Traédmelo. Y se lo trajeron; y cuando el espíritu vio a Jesús, sacudió con violencia al muchacho, quien cayendo en tierra se revolcaba, echando espumarajos.
Jesús preguntó al padre: ¿Cuánto tiempo hace que le sucede esto? Y él dijo: Desde niño. Y muchas veces le echa en el fuego y en el agua, para matarle; pero si puedes hacer algo, ten misericordia de nosotros, y ayúdanos. Jesús le dijo: Si puedes creer, al que cree todo le es posible. E inmediatamente el padre del muchacho clamó y dijo: Creo; ayuda mi incredulidad. Y cuando Jesús vio que la multitud se agolpaba, reprendió al espíritu inmundo, diciéndole: Espíritu mudo y sordo, yo te mando, sal de él, y no entres más en él.
Entonces el espíritu, clamando y sacudiéndole con violencia, salió; y él quedó como muerto, de modo que muchos decían: Está muerto. Pero Jesús, tomándole de la mano, le enderezó; y se levantó. Cuando él entró en casa, sus discípulos le preguntaron aparte: ¿Por qué nosotros no pudimos echarle fuera? Y les dijo: Este género con nada puede salir, sino con oración y ayuno. Habiendo salido de allí, caminaron por Galilea; y no quería que nadie lo supiese.
Porque enseñaba a sus discípulos, y les decía: El Hijo del Hombre será entregado en manos de hombres, y le matarán; pero después de muerto, resucitará al tercer día.

Boletín del Domingo de San Juan Clímaco.

Libro en PDF

Artículo de Monseñor Pablo sobre este domingo.

Domingo de la Veneración de la Santa Cruz

11 de marzo - Domigo de la Santa Cruz

Lectura del Santo Evangelio Según San Marcos 8:34 al 9:1
Dijo el Señor: Quien quiera venir en pos de mí, niéguese a sí mismo, y tome su cruz, y sígame.Porque todo el
que quiera salvar su vida, la p erderá; y todo el que pierda su vida por causa de mí y del evangelio, la salvará. Porque ¿qué aprovechará al hombre si ganare todo el mundo, y perdiere su alma? ¿Qué recompensa dará el hombre a cambio de su alma? Porque el que se avergonzare de mí y de mis palabras en esta generación adúltera y pecadora, el Hijo del Hombre se avergonzará también de él, cuando venga en la gloria de su Padre con los santos ángeles.
También les dijo: En verdad os digo que hay algunos de los que están aquí, que no gustarán la muerte hasta que hayan visto el reino de Dios venido con poder.

Textos Litúrgicos Completos.

Tercer Domingo de la Gran Cuaresma - Boletín Dominical

Artículo de Monseñor Pablo de Alepo. muy bueno

Gran Artículo sobre la Cuaresma. Padre Schmemann

Domingo de San Gregorio Palamás

4 de marzo - Domigo de San Gregorio Palamás

 

Lectura del Santo Evangelio según San Marcos [2:1-12]
En aquel tiempo entró Jesús en Capernaum después de algunos días;y se oyó que estaba en casa. E inmediatamente se juntaron muchos, de manera que ya no cabían ni aun a la puerta; y les predicaba la palabra.  Entonces vinieron a él unos trayendo un paralítico, que era cargado por cuatro. Y como no podían acercarse a él a causa de la multitud, descubrieron el techo de donde estaba, y haciendo una abertura, bajaron la camilla en que yacía el paralítico. Al ver Jesús la fe de ellos, dijo al paralítico: Hijo, tus pecados te son perdonados. Estaban allí sentados algunos de los escribas, los cuales cavilaban en sus corazones: ¿Por qué habla éste así? Blasfemias dice. ¿Quién puede perdonar pecados, sino sólo Dios? Y conociendo luego Jesús en su espíritu que cavilaban de esta manera dentro de sí mismos, les dijo: ¿Por qué caviláis así en vuestros corazones? ¿Qué es más fácil, decir al paralítico: Tus pecados te son perdonados, o decirle: Levántate, toma tu camilla y anda? Pues para que sepáis que el Hijo del Hombre tiene potestad en la tierra para perdonar pecados dijo al paralítico: A ti te digo: Levántate, toma tu lecho, y vete a tu casa. Entonces él se levantó en seguida, y tomando su camilla, salió delante de todos, de manera que todos se asombraron, y glorificaron a Dios, diciendo: Nunca hemos visto algo así.

 

Textos Litúrgicos Completos - Segundo Domingo de la Gran Cuaresma - Boletín - Gran Artículo sobre la Cuaresma. Padre Schmemann - Sermón del Segundo Domingo del Metropolita de Aleppo - Paul Yazigi - Vida de San Gregorio Palamás - Especial Gran Cuaresma

Domingo del Triunfo de la Ortodoxía

25 de febrero - Domigo del Trinunfo de la Ortodoxía
San Juan [1:43-51] - Boletín con lecturas y explicaciones
En aquel tiempo, quiso Jesús ir a Galilea; encontrando a Felipe le dijo: Sigue me. Y Felipe era de Betsaida, la ciudad de Andrés y Pedro. Felipe halló a Natanael, y le dijo: Hemos hallado a aquel de quien escribió Moisés en la ley, así como los profetas: a Jesús, el hijo de José, de Nazaret. Natanael le dijo: ¿De Nazaret puede salir algo de bueno? Le dijo Felipe: Ven y ve. Cuando Jesús vio a Natanael que se le acercaba, dijo de él: He aquí un verdadero israelita, en quien no hay engaño. Le dijo Natanael: ¿De dónde me conoces? Respondió Jesús y le dijo: Antes que Felipe te llamara, cuando estabas debajo de la higuera, te vi. Respondió Natanael y le dijo: Rabí, tú eres el Hijo de Dios; tú eres el Rey de Israel. Respondió Jesús y le dijo: ¿Porque te dije: Te vi debajo de la higuera, crees? Cosas mayores que estas verás. Y le dijo: De cierto, de cierto os digo: De aquí adelante veréis el cielo abierto, y a los ángeles de Dios que suben y descienden sobre el Hijo del Hombre.

Homilía de Monseñor Siluan sobre este evangelio

Homilia de Monseñor Yazigy

Textos Litúrgicos Completos.

Primer Domingo de la Gran Cuaresma - Boletín.

Gran Artículo sobre la Cuaresma. Padre Schmemann

Explicación del Domingo de la Ortodoxía para Niños.

Especial Gran Cuaresma

Completas Mayores
Lunes 19:30 Hrs.

Texto de las Completas Mayores en PDF

Resultado de imagen para great complines

 El Significado de la Oración de Completas Mayores
La Oración de Completas Mayores nos recuerda en general el ocaso del sol de nuestra vida sobre esta tierra, y que el sueño (el dormir) es una muerte temporal y ejemplo de la muerte eterna. Nos recuerda que Cristo estuvo en el Hades salvando a los justos y a los santos que se encontraban a la espera de su presencia. El despertar y levantarnos por la mañana, y la sucesión de días y noches, también nos otorgan una prueba perceptible de nuestra fe en la resurrección de los muertos y de la vida venidera.
El oficio de Completas Mayores consiste de tres partes:
La primera parte comienza con las palabras del sacerdote, “Bendito sea Nuestro Dios,” etc., y sigue hasta el final de la Oración de San Basilio el Magno, “Oh Señor, Tú nos ha salvado de todas las saetas que vuelan de día…” En esta parte, el orante (el fiel), antes de ir a dormir, contempla los pensamientos, palabras y actos que él o ella ha hecho durante el día recién transcurrido, tal como está escrito por el Profeta David, “Meditad en vuestro corazón estando en vuestra cama, y callad,” (Salmo 4,4) y, “todas las noches inundo de llanto mi lecho, riego mi cama con mis lágrimas.” (Salmo 6,6)
Se da comienzo a la segunda parte con la oración, “Venid, adoremos,” (tres veces) y el Salmo 50 con lo que sigue a continuación, finalizándose con la Oración de San Mardario, “Oh Soberano Dios, Padre Todopoderoso”, indicando de esta manera cómo el ser humano se entrega a la Providencia Divina, tal como el Profeta David lo expresa en el Salmo 24,1, “A ti, Señor, elevo mi alma,” y en el Salmo 30,5: “ En tu mano encomiendo mi espíritu.”
La tercera parte de la oración de Completas Mayores se inicia con “Venid, adoremos, “ (tres veces), y el Salmo 69, “Acude, Dios, a librarme; apresúrate, Dios, a socorrerme,” y lo que sigue, hasta la oración que dice “Perdona, oh Señor, a los que nos odian…., “ de esta manera suplicando a Dios que no nos deje caer en pecado, que nos levante del sano sueño, caminando en la senda de Sus Mandamientos, tal como dice en el Salmo, “Mira, respóndeme, oh Señor, alumbra mis ojos, para que no duerma de muerte, Mira mi aflicción y mi trabajo y perdona todos mis pecados.” (Salmo 13,3; 25,18).
Se reza el oficio de Completas Mayores durante la Gan Cuaresma. A partir de esta oración, la Iglesia desarrollo el oficio de Completas Menores, que se reza durante el resto del año, antes de dormir.
Rezamos Completas antes de dormir, buscando el perdón de Dios por nuestras faltas, implorando Su gracia, bondad y misericordia, mostrando así nuestro arrepentimiento y contrición.

 

Oraciones de la Gran Cuaresma
Cada semana tenemos Tres oraciones a las 19:30 Hrs.

Lunes - Completas Mayores. - Oración de la Noche y Cena Comunitaria. TEXTO.


Miércoles - Divina Liturgia de Dones Presantificados. - Unción de los Enfermos y Curso de la Gran Cuaresma. TEXTO.


Viernes - Akathisto. - Alabanzas a la Santísima Virgen. TEXTO.

Domingo del Perdón

18 de febrero - Domigo del Juicio Final - Carnaval
Boletín Dominical
San Mateo[6:14-21]
Dijo el Señor: Porque si perdonáis a los hombres sus ofensas, os perdonará también a vosotros vuestro Padre celestial; mas si no perdonáis a los hombres sus ofensas, tampoco vuestro Padre os perdonará vuestras ofensas.
Cuando ayunéis, no seáis austeros, como los hipócritas; porque ellos demudan sus rostros para mostrar a los hombres que ayunan; de cierto os digo que ya tienen su recompensa. Pero tú, cuando ayunes, unge tu cabeza y lava tu rostro, para no mostrar a los hombres que ayunas, sino a tu Padre que está en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto te recompensará en público.
No os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el orín corrompen, y donde ladrones minan y hurtan; sino haceos tesoros en el cielo, donde ni la polilla ni el orín corrompen, y donde ladrones no minan ni hurtan. Porque donde esté vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón.

Homilía de Monseñor Siluan sobre este evangelio

Homilia de Monseñor Yazigy

Domingo del Juicio Final

 Domingo 11 de febrero - Domigo del Juicio Final - Carnaval
Boletín Dominical
San Mateo [25:31-46]
Dijo el Señor: Cuando el Hijo del Hombre venga en su gloria, y todos los santos ángeles con él, entonces se sentará en su trono de gloria, y serán reunidas delante de él todas las naciones; y apartará los unos de los otros, como aparta el pastor las ovejas de los cabritos. Y pondrá las ovejas a su derecha, y los cabritos a su izquierda. Entonces el Rey dirá a los de su derecha: Venid, benditos de mi Padre, heredad el reino preparado para vosotros desde la fundación del mundo. Porque tuve hambre, y me disteis de comer; tuve sed, y me disteis de beber; fui forastero, y me recogisteis; estuve desnudo, y me cubristeis; enfermo, y me visitasteis; en la cárcel, y vinisteis a mí. Entonces los justos le responderán diciendo: Señor, ¿cuándo te vimos hambriento, y te sustentamos, o sediento, y te dimos de beber? ¿Y cuándo te vimos forastero, y te recogimos, o desnudo, y te cubrimos? ¿O cuándo te vimos enfermo, o en la cárcel, y vinimos a ti? Y respondiendo el Rey, les dirá: De cierto os digo que en cuanto lo hicisteis a uno de estos mis hermanos más pequeños, a mí lo hicisteis.  LEA el resto en el boletín

Homilía de Monseñor Siluan sobre este evangelio

Homilia de Monseñor Yazigy

Domingo del Hijo Pródigo

Domingo 4 de febrero - Domingo del Hjo Pródigo

 

Lectura del santo Evangelio según San Lucas [15:11-32]
Dijo el Señor esta parábola: Un hombre tenía dos hijos; y el menor de ellos dijo a su padre: Padre, dame la parte de los bienes que me corresponde; y les repartió los bienes. No muchos días después, juntándolo todo el hijo menor, se fue lejos a una provincia apartada; y allí desperdició sus bienes viviendo perdidamente. Y cuando todo lo hubo malgastado, vino una gran hambre en aquella provincia, y comenzó a faltarle. Y fue y se arrimó a uno de los ciudadanos de aquella tierra, el cual le envió a su hacienda para que apacentase cerdos. Y deseaba llenar su vientre de las algarrobas que comían los cerdos, pero nadie le daba. Y volviendo en sí, dijo: ¡Cuántos jornaleros en casa de mi padre tienen abundancia de pan, y yo aquí perezco de hambre! Me levantaré e iré a mi padre, y le diré: Padre, he pecado contra el cielo y contra ti. Ya no soy digno de ser llamado tu hijo; hazme como a uno de tus jornaleros. Y levantándose, vino a su padre. Y cuando aún estaba lejos, lo vio su padre, y fue movido a misericordia, y corrió, y se echó sobre su cuello, y le besó. Y el hijo le dijo: Padre, he pecado contra el cielo y contra ti, y ya no soy digno de ser llamado tu hijo. Pero el padre dijo a sus siervos: Sacad el mejor vestido, y vestidle; y poned un anillo en su mano, y calzado en sus pies. Y traed el becerro gordo y matadlo, y comamos y hagamos fiesta; porque este mi hijo muerto era, y ha revivido; se había perdido, y es hallado. Y comenzaron a regocijarse. Y su hijo mayor estaba en el campo; y cuando vino, y llegó cerca de la casa, oyó la música y las danzas; y llamando a uno de los criados, le preguntó qué era aquello. Él le dijo: Tu hermano ha venido; y tu padre ha hecho matar el becerro gordo, por haberle recibido bueno y sano. Entonces se enojó, y no quería entrar. Salió por tanto su padre, y le rogaba que entrase. Mas él, respondiendo, dijo al padre: He aquí, tantos años te sirvo, no habiéndote desobedecido jamás, y nunca me has dado ni un cabrito para gozarme con mis amigos. Pero cuando vino este tu hijo, que ha consumido tus bienes con rameras, has hecho matar para él el becerro gordo. Él entonces le dijo: Hijo, tú siempre estás conmigo, y todas mis cosas son tuyas. Mas era necesario hacer fiesta y regocijarnos, porque este tu hermano era muerto, y ha revivido; se había perdido, y es hallado.

 

Boletín del Domingo

Homilía de Monseñor Siluan sobre este evangelio

Homilia de Monseñor Yazigy

Domingo del Fariseo y el Publicano

Domingo 28 de enero - Domingo del Fariseo y Publicano

 

Lectura del santo Evangelio según San Lucas (18:10-14)

Dijo el Señor esta parabola: Dos hombres subieron al templo a orar: uno era fariseo, y el otro publicano. El fariseo, puesto en pie, oraba consigo mismo de esta manera: Dios, te doy gracias porque no soy como los otros hombres, ladrones, injustos, adúlteros, ni aun como este publicano; ayuno dos veces a la semana, doy diezmos de todo lo que gano. Mas el publicano, estando lejos, no quería ni aun alzar los ojos al cielo, sino que se golpeaba el pecho, diciendo: Dios, sé propicio a mí, pecador. Os digo que éste descendió a su casa justificado antes que el otro; porque cualquiera que se enaltece, será humillado; y el que se humilla será enaltecido.

 

Boletín del Domingo

 

Artículo sobre el Domingo de Monseñor Siloan

 

Artículo sobre el Domingo de Monseñor Pablo

Domingo de Zaqueo

Domingo 21 de enero - Domingo 15 de San Lucas

 

Lectura del santo Evangelio según San Lucas (19:1-10)
Habiendo entrado Jesús en Jericó, iba pasando por la ciudad. Y sucedió que un varón llamado Zaqueo, que era jefe de los publicanos, y rico, procuraba ver quién era Jesús; pero no podía a causa de la multitud, pues era pequeño de estatura. Y corriendo delante, subió a un árbol sicómoro para verle; porque había de pasar por allí. Cuando Jesús llegó a aquel lugar, mirando hacia arriba, le vio, y le dijo: Zaqueo, date prisa, desciende, porque hoy es necesario que pose yo en tu casa. Entonces él descendió aprisa, y le recibió gozoso. Al ver esto, todos murmuraban, diciendo que había entrado a posar con un hombre pecador. Entonces Zaqueo, puesto en pie, dijo al Señor: He aquí, Señor, la mitad de mis bienes doy a los pobres; y si en algo he defraudado a alguno, se lo devuelvo cuadruplicado. Jesús le dijo: Hoy ha venido la salvación a esta casa; por cuanto él también es hijo de Abraham. Porque el Hijo del Hombre vino a buscar y a salvar lo que se había perdido.

Boletín del Domingo

Artículo sobre el Domingo de Monseñor Pablo

Domingo Posterior a la Epifanía

 Domingo 14 de enero - Domigo posterior a la Epifanía
Boletín Dominical
Lectura del santo Evangelio según San Mateo (4:12-17)
En aquel tiempo, cuando Jesús oyó que Juan estaba preso, volvió a Galilea; y dejando a Nazaret, vino y habitó en Capernaum, ciudad marítima, en la región de Zabulón y de Neftalí, para que se cumpliese lo dicho por el profeta Isaías, cuando dijo: Tierra de Zabulón y tierra de Neftalí, camino del mar, al otro lado del Jordán, Galilea de los gentiles; El pueblo asentado en tinieblas vio gran luz; Y a los asentados en región de sombra de muerte, Luz les resplandeció.
Desde entonces comenzó Jesús a predicar, y a decir: Arrepentíos, porque el reino de los cielos se ha acercado.

Artículo sobre el Domingo de Monseñor Pablo

Gran Fiesta de la Epifanía

 

Epifanía de Nuestro Señor y Salvador Jesucristo
Fiesta de la Epifanía - Página Especial
Domingo 7 de enero - Bendición del Agua en la Divina Liturgia dominical, a las 11:00 Hrs. Matutino s a las 10:00 Hrs.

Presentación Gráfica - Sentido de la Epifanía.

Boletín de la Fiesta - Oración de la Preparación de la Fiesta.

Oración de la Fiesta - Vísperas, Matutinos, Divina Liturgia.

Oración de la Fiesta - Bendición del Agua.

Música de la Epifanía. (Inglés y Griego)

Fondo de Escritorio.

 

San Basilio y la Circuncisión

 

1 de enero - Lectura del Santo Evangelio Según San Lucas (2:20-21 y 40-51)
En aquel tiempo, al volver los pastores, iban alabando y glorificando a Dios por todo lo que habían visto y oído, pues todo había sucedido tal y como se les había dicho. Cuando se cumplieron los ocho días para que el niño fuera circuncidado, le pusieron por nombre JESÚS, que era el nombre que el ángel le había puesto antes de que fuera concebido.
El niño crecía y se fortalecía, y se llenaba de sabiduría, y la gracia de Dios reposaba en él. Todos los años, los padres de Jesús iban a Jerusalén durante la fiesta de la pascua, y siguiendo su costumbre, cuando Jesús cumplió doce años fueron a Jerusalén para la fiesta. Cuando la fiesta terminó y emprendieron el regreso, sucedió que el niño Jesús se quedó en Jerusalén sin que sus padres lo notaran. Como ellos pensaban que el niño estaba entre los otros viajeros, hicieron un día de camino y, mientras tanto, lo buscaban entre los parientes y conocidos. Como no lo hallaron, volvieron a Jerusalén para buscarlo allí. Tres días después lo hallaron en el templo, sentado en medio de los doctores de la ley, a quienes escuchaba y les hacía preguntas. Todos los que lo oían se asombraban de su inteligencia y de sus respuestas. Cuando sus padres lo encontraron, se sorprendieron; y su madre le dijo: «Hijo, ¿por qué nos has hecho esto? ¡Con qué angustia tu padre y yo te hemos estado buscando!» Él les respondió: «¿Y por qué me buscaban? ¿Acaso no sabían que es necesario que me ocupe de los negocios de mi Padre?» Ellos no comprendieron lo que Jesús les dijo, aunque se fue con ellos a Nazaret y vivió sujeto a ellos. Por su parte, su madre guardaba todo esto en su corazón. Y Jesús siguió creciendo en sabiduría y en estatura, y en gracia para con Dios y con los hombres.

Boletín con las lecturas


San Basilio
Horario de la
Divina Liturgia

La Divina Liturgia Dominical
comienza a las


11:00 Hrs.

Matutinos a las

10:00 Hrs.
Calendario Litúrgico
2018
Calendario Litúrgico con lecturas dominicales, de la Epístola y Evangelio, además de la lectura de matutinos y otras fechas importantes.

Educación Cristiana Ortodoxa, gran cantidad de folletos.

Ayúdanos a mantener esta página funcionando

Video sobre la Transfiguración
 


Explicación de los Oficios de la Seman Santa



Conferencia sonbre temas contingentes -

Los Cristianos en Tierra Santa



 

Saludo y Bendición del Padre Francisco para el año 2015.

Entrevista al Metropolitano de Méjico.


Fotos del Domingo de la Santa Cruz
Video del Domingo de San Juan Clímaco

Especial Gran Cuaresma



La Iglesia Ortodoxa de Antioquía no asistirá al Concilio de las Iglesia Ortodoxas

Vea en este video la explicación de la no participación de nuestra Iglesia

 

El Patriarca de Moscú y toda Rusia Cyril I consagrando la reconstruida Catedral de san Nicolás en Kronstadt, Rusia. Vea la grandeza de la Ortodoxía.


   
 
 
  



*